¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

Luis Quiñones sigue con mala actitud en el equipo ¿permanecerá con Tigres?

El jugador de Tigres, Luis Quiñones, se enfrenta a un complicado panorama por la manera en que abordó el tema salarial con la directiva

Liga MX
Por Dayaana Ramírez
Sabado, 25 de junio de 2022
Luis Quiñones
Manuel Velásquez, Getty Images

Los Tigres de la UANL este sábado 25 de junio se midieron ante los Bravos de Juárez de forma amistosa como parte de su preparación de cara al Torneo Apertura 2022 consiguiendo una  victoria de 2-1 con las acciones de Sebastián Córdova y Diego Reyes. Sin embargo, el cuadro universitario no contó con la presencia de Luis Quiñones, quien resultó sancionado por la mala conducta que tomó en días pasados.

Castigo de Luis Quiñones con Tigres

En la pretemporada de Tigres estaba programado el duelo ante Santos Laguna en San Antonio, Texas, aunque antes de que el conjunto felino realizará el viaje a Estados Unidos, Luis Quiñones decidió no realizar el viaje al evidenciar su inquietud por un aumento salarial, ante este hecho, la directiva optó por separar al futbolista colombiano y mandarlo con las fuerzas básicas por tiempo indefinido.

En rueda de prensa fue el director técnico de Tigres de la UANL, Miguel Herrera, quien decidió compartir que Luis Quiñones si fue separado del primer equipo dejando entrever que el suceso se dio por no acatar el reglamento institucional, y es que fue tan solo hace un año cuando el jugador consiguió una mejora salarial y un nuevo contrato hasta 2025.

“Tiene una sanción, hemos estado hablando con la directiva, es una cuestión interna, no se presentó al juego, tiene una sanción, lo estaremos platicando, es un muchacho importante, impetuoso, pero hay que acatar las reglas del club", comentó Herrera. 
 

¿Respuesta de Luis Quiñones a Tigres?

El jugador de 30 años este sábado utilizó una historia de la cuenta de su Instagram para mandar una indirecta a Tigres al mostrar las estadísticas que ha realizado con la escuadra regia, agregando la frase irónica de “Malos números”.